Diseño y ejecución de casas pasivas, viviendas de consumo energético casi nulo -Passivhaus

La eficiencia energética no debería ser una opción, aprendamos y exijamos vivir en edificios energéticamente eficientes. Por ello, estamos especializados en el diseño de edificios de consumo energético casi nulo (nZeb) y somos expertos en el control de la construcción.

¿Qué es una casa pasiva?

Es una casa que está capacitada para mantener un ambiente interior de confort sin apenas consumir energía. Los edificios pasivos consiguen reducir en un 75 % las necesidades de calefacción y refrigeración.

¿Qué entendemos por un ambiente confortable?

Consideramos que un ambiente es confortable cuando este induce a una situación de bienestar en las personas. No se admiten en un ambiente confortable:

  • El sobrecalentamiento en verano
  • Diferencias de temperaturas en un espacio interior (la estratificación)
  • La existencia de corrientes de aire no controladas
  • La admisión de aire demasiado frío para la ventilación
  • Los espacios no ventilados
  • Las condensaciones o aparición de moho


En una vivienda pasiva se garantiza totalmente el bienestar de las personas, con 
una aportación mínima de energía. Como temperatura de referencia se garantizará en invierno una temperatura interior de 20º C y en verano una temperatura interior que no superará los 25º C.

¿Cómo es posible?

1 · Estrategias pasivas de diseño

A través de unas estrategias pasivas de diseño que nos van a permitir aprovechar al máximo las condiciones exteriores para acondicionar interiormente el ambiente:

  • Escoger una buena orientación para maximizar las ganancias térmicas en invierno, lo que en nuestro clima implicará diseñar protecciones solares para el verano.
  • Racionalizar la compacidad de la edificación, para controlar su volumen y, por tanto, la energía necesaria para climatizarlo.
  • Diseñar protecciones solares adecuadas, fijas o móviles, ya que en nuestro clima es importante que no impidan la disipación del calor durante las noches de verano.
  • Plantear una ventilación natural. Nunca se permite la ventilación no controlada (infiltraciones), de manera que el usuario pueda manipularla para garantizar un ambiente interior saludable.
  • Proyectar estudiando qué inercia térmica deben tener las soluciones constructivas. Estas funcionarán como gestor energético:  en verano almacenan altas temperaturas que disiparemos mediante ventilaciones (naturales o mecánicas) por las noches, y en invierno las suministrará al edificio.

2 · Reducir la demanda de energía

Diseñar un conjunto de soluciones técnicas que permitan reducir al máximo la necesidad de demandar energía para mantener el confort interior:

  • Definir cuál va a ser la envolvente térmica de la edificación, es decir, en qué espacios vamos a garantizar un elevado confort.
  • Seleccionar un aislamiento térmico adecuado. Este será la piel aislante de nuestra vivienda y ha de garantizarse su continuidad para minimizar los puentes térmicos que transmiten las temperaturas exteriores al interior.
  • Determinar dónde y cómo va a realizarse la hermeticidad al paso del aire, aspecto importantísimo para evitar las infiltraciones de aire no deseadas del exterior, que en invierno provocan un enfriamiento y en verano un sobrecalentamiento de la temperatura interior.
  • Seleccionar adecuadamente una ventilación mecánica controlada, que garantice la salubridad del ambiente interior, de manera que se evite la concentración de CO2 y la aparición de humedades y moho. Debido a la alta hermeticidad de las viviendas pasivas, la ventilación deberá ser constante. Esta continua renovación de aire no debe perjudicar a la temperatura interior, de manera que se dispondrá un recuperador de calor que permita que el aire renovado entre a la temperatura del aire interior.

3 · Control exhaustivo de la ejecución de la obra

En este tipo de construcción es esencial que la ejecución sea minuciosa para llevar a buen término las soluciones técnicas propuestas en proyecto, ya que esto va a ser determinante para alcanzar los requisitos que debe cumplir una vivienda passivHaus.

En definitiva, hay múltiples mecanismos que podemos activar como arquitectos para conseguir la eficiencia energética en las distintas edificaciones, y nosotros estamos especializados para ayudaros a conseguir el bienestar en el lugar con un gasto energético mínimo.