¿Cuál es la función del aparejador de una obra?

que hace aparejador obra

Si te encuentras inmerso en una aventura inmobiliaria y no estás familiarizado con el sector de la construcción, seguro que habrás escuchado términos que te provoquen confusión.

Una de las figuras profesionales que más dudas causa su presencia es la del aparejador, por ello en este post te contamos cuál es la función del aparejador en la obra para que sepas a la perfección porque es tan necesaria su presencia.

¿Qué es un aparejador?

Aparejador, arquitecto técnico o ingeniero de la edificación, cualquiera de estos conceptos es correcto para referirse a estos profesionales encargados de velar por la correcta ejecución de la obra y de la gestión económica de esta a través de las mediciones de cada unidad de obra.

Entre sus competencias se encuentran las de dirigir la correcta ejecución material de la obra, la coordinación de la seguridad y salud en las obras, peritajes o mediciones y evaluaciones de carácter técnico.

Es decir, los aparejadores se encargan de controlar que el proyecto cuente con las garantías de calidad adecuadas y respete la normativa técnica vigente en eficiencia energética.

¿Qué hace un aparejador de obra?

La función del aparejador es por tanto gestionar la ejecución en una construcción, llevando a cabo tareas como la redacción de informes de evaluación, valoraciones, tasaciones inmobiliarias o realización de certificaciones de eficiencia energética.

Diferencias entre un aparejador y un arquitecto en la obra

Ahora que sabes que es un aparejador, puede que a simple vista su labor te resulte similar a la de un arquitecto, pero existen ciertas diferencias reseñables en torno a la misión de ambos.

Mientras que el arquitecto es el director de obra cuya función es dirigir el desarrollo de la obra en los aspectos técnicos, estéticos, urbanísticos y medioambientales, de conformidad con el proyecto; la misión del aparejador es la de director de ejecución la cual consiste en asumir la función técnica de dirigir la ejecución material de la obra y controlar cualitativa y cuantitativamente la construcción y la calidad de lo edificado.

Como ves, no es tan complejo como parece y esperamos haber despejado todas tus dudas acerca de la figura del aparejador de obra.

En Domper Domingo queremos ayudarte y acompañarte en tus nuevas aventuras, así que no dudes en contactar con nosotros y comencemos a construir tus sueños y deseos.

Publicado el